trucos blogger

martes, 13 de marzo de 2012

Banquete en el Prince George´s Hall


El 21 de junio de 1899 se realizó en Buenos Aires, en el salón del Prince George´s Hall, un banquete ofrecido por los viajeros que habían sido invitados a la inauguración de la línea a Neuquén, efectuada el 01 de junio de 1899.
La fiesta había sido organizada por una comisión cuyo presidente era el dr. Ernesto Frías.
Describía la crónica:
“El vasto salón había sido adornado con flores e iluminado con profusión de lamparillas incandescentes.
En el centro del salón se había colocado una gran mesa en forma de herradura, preparada con verdadero lujo.
Frente al asiento de honor y en medio de las mesas laterales, se destacaban los planos del ferrocarril a Neuquén.
Poco antes de las ocho de la noche, tomaban asiento en esa mesa más de 130 comensales.”…

Ubicados en el centro estaban los homenajeados:

Ministro de Inglaterra W.A.C. Barrington
Ingeniero Guillermo White
H.C. Allen
Frank Henderson
C.W. Mills
C.H. Krabbé
R. Gould
G.T. Crane
Carlos Malmén
D.J. Hickey

El menú servido en el banquete consistió en:

Potage
A la Dubarry

Hors d´oeuvre
Petite caisse Duchease

Poisson
Anchoa Sauce Viennoise

Entrees
Jambon d´York aux Epinards
Supréme de Bécassine Périgueux

Froids
Mousse de foie gras Samaritaine
Punch Victoria

Róti
Dindonneau á la Malmaison
Salade

 Legumes
Asperges Princesse Sauce Mousseline

Entremets
Glace a la Vénitienne
Gateau James Watt
Fromage
Fruits

Vins
Xérés, Chateau Yquem, Chateau Leoville, Chambertin, Roederer, Cordon rouge

El menú (bebidas incluídas), servicio y arreglo del salón estuvo a cargo del Café de París.

El edificio del Prince George´s Hall, que estaba situado (fue demolido) en la calle Cuyo (hoy Sarmiento) de la Capital Federal, entre calles Talcahuano y Libertad.
Imagen de 1905, gentileza Marcelo Arcas.
A los postres y “en el mismo momento que se aplaudía un vals del dr. Ernesto Frías, brillantemente ejecutado por la orquesta, dicho señor, como presidente de la comisión organizadora de la fiesta, ofreció la demostración en un discurso sobrio y expresivo que puso de relieve la importancia de la obra que se celebraba”

En parte del discurso, dirijido al presidente y a los miembros de la Comisión Local expresaba:
“…Durante el viaje supisteis agasajarnos con todo lo agradable en confort y comodidad: no nos habéis halagado con palabras de hospitalidad cortesana, sino con frases de aliento en el presente y para el porvenir, demostrándonos la importancia que llegarán a tener esas regiones; después de haberse cambiado la flecha del indio por el arado del labriego, el humo de los campos incendiados por el salvaje, por el de la hulla incinerada para producir vapor, y la pesada carreta que, a pesar de sus inmensas ruedas, parece que nunca avanza, por el tren que, rápido se desliza, anunciando que ha llegado la hora del trabajo impuesto por la civilización y el progreso.
Después de la primera conquista del desierto, llevada a cabo por el ejército argentino, al capital inglés corresponde la segunda y con elocuente silencio nos habeis dado a comprender que esos capitales, a semejanza del agua que busca el declive, han concurrir al llamado de esta Nación siempre que continúe encaminando su vida, constitucional y política, a la conquista del crédito, por medio de la consolidación de la paz, que es el principio de la sabiduría de estos países de América y la preocupación primordial de todas las naciones del mundo.”…………………………………………………………………………………..…….

El doctor Frías fue interrumpido, varias veces durante su discurso, por los aplausos y al final del mismo recibió “una verdadera ovación.”
Terminó su discurso brindando por el Directorio Local del F.C.S., por el Ministro Barrington, por el sr. Allen, por la prosperidad de nuestro país y por la Reina Victoria.
La orquesta ejecutó a continuación el “God save the Queen”.
Después el ingeniero Guillermo White agradeció la demostración en nombre del Directorio del F.C.S., de su secretario Allen, de la Comisión Local, del gerente Henderson, de todo el personal de la explotación y del ingeniero Malmén constructor del Ferrocarril al Neuquén.

También White se refirió a la fiesta:

“como un estímulo que los confortaría en el futuro, incitándolos a continuar, observando la conducta seguida siempre y que consistía en el fiel y estricto cumplimiento de las leyes y los reglamentos que rigen a las Compañias de transportes”.

Luego de varias interpretaciones de la orquesta (1) el dr. Frías leyó un decreto del Gobierno Nacional, con fecha del día anterior, por el cual se cambiaba el nombre de la estación El Puerto por el de Ingeniero White.

Los asistentes al banquete, salvo pocas excepciones, fueron todos los que habían asistido a la inauguración oficial de la línea al Neuquén.

(1)     La orquesta del maestro Furlotti interpretó el siguiente programa:

1.-   Tannhauser (Wagner)

2.-   Martha (Gounod)

3.-   The Belle of  New York (Kerher)

4.-   La Boheme (Puccini)

5.-   Serenata Española (Eylemberg)

6.-   The Gondoliers (Sullivan)

7.-   María Elena (E. Frías)

8.-   Excelsior (Marenco)

9.-   Si j´etais Roi (Adam)

10.- Retraite Allemande (Eylembreg)

11.- Boston Nº 9 (Ramenti)

12.- Miss Helyett (Audran)

No hay comentarios:

Publicar un comentario